Granjas de camarón como hábitats de forrajeo para aves playeras nearticas durante la temporada no reproductiva: Condición corporal y acciones de manejo.

Responsable: Dra. Elena Palacios Mechetnov
Contacto: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Sinaloa es una de las áreas más importantes para el cultivo de camarón en el noroeste de México, con más de 25,000 hectáreas de estanques de camarón que podrían ser potencialmente utilizados por aves playeras (CEASIN 2016). La evaluación de la capacidad de los hábitats modificados por actividades humanas para servir como sustitutos de los hábitats naturales es un tema cada vez más importante en la biología de la conservación, en particular en los humedales costeros donde se está produciendo un cambio de paisaje a un ritmo sin precedentes. La ecología de las aves playeras en hábitats modificados, como los arrozales y las salinas ya ha sido documentada (Elphick 2000, Masero 2003). Sin embargo, se sabe poco sobre el uso de las granjas de camarón por las aves playeras en el Neotrópico (Navedo et al. 2015, 2017). La costa de Sinaloa ofrece una oportunidad única para determinar la importancia de las granjas de camarón como hábitat de forrajeo alternativo para las aves playeras migratorias. Sinaloa es uno de las principales áreas de invernación para aves playeras neárticas, ya que se puede encontrar a más de 700,000 aves playeras migratorias o invernantes de la costa del Pacífico de América del Norte (Engilis et al. 1998). Trabajos previos determinaron la importancia de las granjas de camarón como sitios de forrajeo para la invernada de especies de aves playeras en Angostura Municipio, parte norte de Bahía Santa María, Sinaloa. Los resultados indican que más de 20 especies de aves playeras y más de 25,000 individuos utilizan las granjas de camarón durante la temporada de cosecha, lo que sugiere que una proporción significativa de las aves playeras que invernan en Bahía de Santa María usan con frecuencia los estanques de cultivo de camarones. Ahora se pretende conocer qué tanto alimento obtienen las aves playeras.